Blog

Unidad sin límites

¿Qué necesita el Ser Humano para sentirse y actuar en unidad? ¿Qué haría que se disolvieran las barreras y fuera simplemente una misma raza? ¿Sería diferente si existieran otras u otra raza con intereses comunes a los humanos? ¿Sería la misma guerra por la supervivencia lo que haría que se uniera? Vaya forma tan irónica que tiene Dios de ajustar las cosas, unidad a través de la guerra… Pero no seré yo quien juzgue su proceder, solo una observadora que trata de alcanzar la conciencia suficiente para comprender la auténtica verdad…

Y en esa observación me doy cuenta de que ¿no es lo mismo lo que pasa en las familias? Personas que tienen que saltar por encima de las barreras de su ego haciendo una piña porque se necesitan, siendo la ilusión de la necesidad lo que hace que estén cerca, reflejando como un espejo aquello que toca sanar, o bien han alcanzado un nivel de consciencia el que el compartir se realiza desde el Amor más puro… ¿No será que este microsistema llamado familia se reproduce a gran escala en el planeta donde los conflictos del ego se llaman guerras y los lazos de unión siguen presentes en nuestro ADN y en nuestra mente colectiva?

La ilusión de separación se acentúa con el territorio, ¿en serio? ¿personas matando y muriendo por un límite? ¡como si este fuera real! y no creado por el mismo Ser Humano… Llámame friki, ilusa o ignorante pero… ¡La Tierra es de la Tierra! ¿Y si los microorganismos que viven en mí empezaran a dividirse mi cuerpo y empezaran a luchar por partes de él?

– ¡¡¡El brazo de “la Elena” es propiedad de los Staphylococcus y vamos a tomar posesión de los lunares de la espalda declarando la guerra a los ácaros de la piel!!!

¿¿¿Te imaginas??? ¡A que no! ¡Es mi cuerpo, o por lo menos, el cuerpo donde vivo esta experiencia de vida! Además de lo absurdo de la situación, y que sería una buena peli de ficción, rompería el equilibrio y terminaría dañándome a mí. Cosa que haría que tomara cartas en el asunto, tomando las medidas necesarias (un complemento natural, una buena desinfección masiva…) que acabaría con todos los seres que están provocando ese malestar… ¿lo ves hora?

La verdad, no se en que momento el Ser Humano se creyó dividido, no solo de Dios, si no del propio Ser Humano…

No puedes parar una guerra hoy, romper todas las barreras. No puedes cambiar la mentalidad de la totalidad de la Tierra, no puedes abrir el corazón de toda la humanidad… o sí…

Pero lo que sí puedes hacer seguro, a partir de ahora mismo y además es tu responsabilidad real, es disolver tus propias barreras, esas que hacen que hayan en ti separación de algunas partes de ti misma o de ti mismo, esas creencias que te impiden aceptarte y amarte en unidad con tus luces y tus sombras.

Lo que sí puedes hacer hoy, es parar la guerra en tu mente, educar tu forma de pensar hasta llegar a la verdadera Paz Interior.

Lo que sí puedes hacer hoy, es abrir tu propio corazón, abrazando al otro como hayas aprendido a abrazarte a ti, utilizar el poder inmenso que existe en ti para que así, contagiando de Amor, confianza y respeto, vayan cayendo los muros que alguna vez nos hayan separado.

Solo me queda mandarte mi abrazo, el más grande que te hayan dado nunca, si estás sintiendo los estragos de esta separación para que puedas sentirte en paz aunque sea por un momento, y mientras, nos queda seguir trabajando para conseguir que ese abrazo se pueda extender más allá de nosotras, mas allá de la familia y más allá de las fronteras hasta conseguir una humanidad abrazada latiendo en un mismo corazón.

Con todo mi Amor,

Elena D.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s